Poner la seguridad del paciente en primer lugar

Headshot of Eric Vermilya, a pharmacist with Express Scripts Pharmacy

 

Cuando una receta le generó inquietudes relacionadas con la seguridad, un farmacéutico se decidió a obtener la dosis correcta para el paciente.

Algo no le parecía bien a Eric Vermilya cuando revisó una receta para un paciente de 84 años. Con 30 años de experiencia como farmacéutico, Vermilya entiende las precauciones de seguridad adicionales que deben tomarse a veces con los pacientes mayores.

A él le preocupaba que al paciente se le recetara un medicamento para reducir el riesgo de coágulos sanguíneos. El medicamento se dosifica según el funcionamiento renal, que puede declinar a medida que la persona envejece.

Una dosis demasiado alta puede dar lugar a un sangrado potencialmente fatal. Sin embargo, una dosis demasiado baja aumenta el riesgo de formación de coágulos.

Comunicarse con el médico

Vermilya llamó al consultorio del médico del paciente y habló con un enfermero.

“No es suficiente verificar con el consultorio del médico”, dijo Vermilya. “Muchas veces te dirán: es lo que prescribió el médico.”

Dado que este es el primer surtido de Express Scripts® Pharmacy, Vermilya pidió un análisis de laboratorio reciente, y también más información acerca de la salud del paciente para que lo ayudara a evaluar mejor la dosis apropiada.

En base a la información que recibió, Vermilya dijo que el funcionamiento renal del paciente estaba reducido y la dosis era demasiado alta. Recomendó una dosis más baja y le pidió al médico que le devolviera la llamada.

“Los farmacéuticos a veces dudan de si hacer preguntas al médico, pero no puedes dejarlo pasar”, dijo Vermilya. “A veces realmente hay que presionar.”

La insistencia en relación con la seguridad de los pacientes vale la pena

El médico terminó llamando al día siguiente y aceptó reducir la dosis del paciente en base a la recomendación de Vermilya.

Vermilya dijo que está agradecido por trabajar para Express Scripts® Pharmacy, lo que le da el tiempo que necesita para hacer las investigaciones apropiadas y poner siempre en primer lugar la seguridad de los pacientes. También le alegra saber que el paciente (que nunca se enteró de lo sucedido) pudo recibir el medicamento que necesitaba con una dosis segura para él.

“El hecho de que nuestros pacientes no puedan vernos no significa que no estemos trabajando para ellos”, dijo Vermilya. “Es gratificante saber que lo que hicimos en esa pequeña instancia podría haber salvado una vida.”

Fecha de publicación: 24 de mayo del 2022